Etiquetas

, , , , , , ,

Lo más duro es aceptar el diagnóstico, saber que tu hijo es diferente. Yo incluso veía a mi hija como a una extraterrestre. Creo que, ni ahora lo tengo bien asumido. Lo importante es que se empiece a trabajar cuanto antes. Hay que saber que cada día perdido en nuestra lucha es un día perdido en el aprendizaje de nuestro niño.

Así que ¡Manos a la obra!… y a trabajar la imitación. Nos ayudó mucho bailar delante de nuestra hija para llamar su atención. Poníamos canciones en la televisión, la niña sentada en el sofá y nosotros delante bailando imitando a los personajes del vídeo.

Las canciones que sobre todo llamaron la atención eran estas:

Anuncios